La libertad teatral de la UAMC - con su director Juan Luis Tovar


Originario de Tepatitlán de Morelos, Jalisco, Juan Luis Tovar es director de Teatro de la UAMC (Universidad Autónoma Metropolitana - Unidad Cuajimalpan), Puerta Escénica platicó con él y con algunos integrante de la compañía.


Juan Luis Tovar

inicia su caminar por el mundo escénico a la edad de 10 años, en el grupo de teatro Infantil de la Casa de Cultura de su localidad. Posteriormente, ya viviendo seis años en la Ciudad de México, es invitado a dar una función de Teatro a la UAMC en dónde la respuesta de los alumnos fue tal que la Escuela de Artes y Oficios lo invita a impartir un taller de iniciación Teatral y posteriormente, le otorgan el permiso para conformar la Compañía Teatral de la UAMC.


Obras dirigidas dentro de la CIA - UAMC

  • “Nosotros somos los culpables” y "Mujeres de Arena" del escritor mexicano Humberto Robles

  • Show de “Piezas cómicas” - tres piezas del programa de televisión de los 80´s, 90´s "Anabel" y dos del escritor y dramaturgo mexicano Emilio Carballido.

  • Tuvieron su primera experiencia de teatro online con la obra de "Mujeres de Arena", adaptación en medios digitales y se estrenó el 31 de julio 2020 por YouTube.


"Personalmente, el teatro es siempre un motivo para hacer que el tiempo valga. Desde que pude experimentar el juego teatral, supe que era un mundo donde la diversidad convivía en paz. Donde podía ser quien quisiera ser… y dije “de aquí soy”. Juan Luis Tovar



"Principalmente, quiero transmitir a los que integran la compañía, la aceptación y la pérdida de prejuicios. Quiero que se sientan libres en sus procesos creativos, libres de experimentar, proponer y representar".

En una conversación nutrida de emociones, algunas de las integrantes de la UAMC, nos dieron sus impresiones dentro de la experiencia escénica.


AURORA ALCOCER

"El teatro es ese medio para reproducir los sentimientos a flor de piel de una manera más libre que en la cotidianeidad. También es la posibilidad de adentrarte a diversos contextos que se vuelven en experiencias muy queridas, sobre todo cuando se traza bien ese vínculo del papel que te toca representar con los espectadores".

Mi experiencia con las artes escénicas había sido en danza contemporánea, así que mi obra de teatro significativo es justamente con Mujeres de Arena.

Hacer teatro antes de la pandemia era vivir toda la experiencia de la actuación, desde jugar entre nosotros, experimentar, conocer nuestro sentir, prepararnos, la experiencia de ensayar todos juntos, los nervios cuando teníamos los ensayos con las luces y el vestuario, la emoción de estar frente al público y tener sala llena, es toda una bomba de emociones que difícilmente se compara con hacerlo desde el confinamiento.


Anteriormente, después del estreno de nuestra primera versión de "Mujeres de Arena", como concluí todas mis clases de licenciatura, me separé de la compañía al hacer mi servicio social y terminar la tesis. Con la emergencia sanitaria, no me hubiera imaginado que la pandemia me volvería a reunir con ellos de forma virtual, cuando nuestro director me escribió para informarme de la nueva dinámica para una nueva versión desde casa de "Mujeres de Arena", no lo pensé, realmente le tengo mucho cariño a toda la compañía y a la obra. Fue muy inspirador realizar ésta nueva tarea, creo que es una experiencia bastante enriquecedora para todos, sobre todo para nuestra mente, para crear e idear nuevas maneras de comunicación. Es muy distinto sí, porque no tienes ese contacto tan cercano con el público, y probablemente no imaginas si se están aburriendo del otro lado de la pantalla, no puedes ver su expresión, es como hablar con alguien y que no te mire a los ojos. Sin embargo, los comentarios y mensajes ayudan a fortalecer el vínculo con los espectadores y es una conexión muy linda, al igual que con los compañeros que siempre estamos apoyándonos entre todos nosotros, aunque sea virtual, sabes que están ahí.

"Me parece que esta TECNOVIVENCIALIDAD tiene como fuerte, el hecho de llegar a más público, fuera y dentro de nuestro mismo país, es algo positivo para que nuestro mensaje tenga mayor alcance. Siento que, aunque regresemos a los escenarios en algún momento, no olvidaremos que contamos con este recurso virtual para crear más vínculos a la distancia".


Esta experiencia de montar "Mujeres de Arena" en su versión online , ha sido enriquecedora en todos los aspectos. Empezamos con la idea de que simplemente video grabaríamos las escenas que ya teníamos montadas y después, en su respectivo momento, cada escena fue exigiendo otro tipo de ejecución. Para nuestra grata sorpresa, la creatividad del equipo fue mayor que en los ensayos antes de la pandemia. JUAN LUIS TOVAR



MENA MENDOZA

"Mi encuentro con el teatro fue el motor que me ayudaba a impulsarme en momentos en los que sentía que me había perdido a mí misma. Significó y significa un cambio en mi vida, en mi actitud y sobre todo en mis metas. El teatro me ha dado mucho en muy poco tiempo, sobre todo el poder alzar mi voz, ser escuchada y encontrar mi revolución a través del arte".

El trabajo durante esta contingencia ha sido una experiencia nueva para mí, es interesante cómo nos hemos adaptado a los espacios de nuestro hogar, aún más interesante es, descubrir nuevos ángulos y formas de ver el entorno, intentando adaptarlo a una escena en particular.


En estos momentos puede ser complicado hacer teatro si no cuentas con las herramientas necesarias, pero la creatividad que se desata para resolver estos problemas es también un reto importante. 



"La experiencia que más aprendí fue la de lograr concentrarme en un papel, a pesar de no estar en el contexto más adecuado, pues existían factores externos que en algún momento lograban cohibirme"

Estas experiencias no las veo como algo negativo, sino como algo muy necesario para estar preparada en cualquier situación, pues no en todos los casos se tiene un foro y todo listo para presentarse, así como lo es en el teatro callejero en el que su contexto no se detiene, continúa fluyendo y la actriz o el actor jamás debe frenar por eso.

Considero que vivimos en un momento en el que los medios digitales se han convertido en algo esencial para la vida del ser humano, realmente creo que ahora es un campo importante en el que los artistas pueden introducirse y explorar todas las posibles experiencias que se pueden generar con estas herramientas.


"Pienso que estas nuevas formas de hacer teatro pueden ser más exploradas y que generen más interés en el público que no está del todo involucrado con el teatro".

Muchas veces en la historia del arte se ha visto cómo ciertas disciplinas han sido revolucionadas cuando la tecnología ha crecido y esto en la mayoría de los casos no fue algo negativo, al contrario, esto fue un giro importante para crear nuevas formas de expresión, como en el caso de la fotografía o el cine. Quizá estamos por vivir esa nueva etapa de cambio en el teatro y seremos parte de algo que se registrará para siempre en la historia. 

MIRIAM MEDINA VILLAFAÑA

"El teatro significa una manera de crear múltiples personajes con objetivos definidos, una manera en la cual un “yo” se divide en múltiples “yo”, exponiendo al mundo la infinidad de personalidades que una persona puede tener y crear, adaptándose a una inmensidad de situaciones y mensajes".

El teatro abre la posibilidad de llegar a una multiplicidad de públicos, a los cuales podemos aproximarnos desde los diferentes géneros teatrales, puede hacer que salgamos de la realidad y contar una historia fantástica o, al contrario, puede ser un teatro crudo que en vez de sacarnos de la realidad nos acerque más a ella y nos brinde información y detalles que antes no conocíamos.

Transitar de hacer la obra de teatro de manera presencial a realizarla desde casa y por separado, implica un gran cambio, pues la convivencia, los detalles de las escenas y la comunicación cambian drásticamente, ahora, en vez de hacer las escenas en vivo y de intentar mejorar en cada presentación y en cada ensayo, uno se queda con la mejor toma y la envía al director para ver si es lo que se espera o si está en el tono adecuado y de acuerdo a sus indicaciones modificarla o dejarla así.


De igual manera, este transito a medios digitales implicó un gran esfuerzo, pues no todos tienen los medios adecuados y suficientes para comunicarse o entregar un material de calidad, la adaptación en ocasiones significa un sufrimiento mayor, pero satisfactorio cuando se ve el resultado final, aunque en ocasiones delimita la participación, y el tener que dejar de hacer o involucrarse en algunas escenas muy significativas para uno. Así mismo, implicó encontrar el tiempo, el lugar y el espacio adecuado para adaptar cada escena, pero a pesar de los cambios que la obra tuvo, la presentación de la misma, el trabajo, el apoyo en equipo y principalmente del director hacia cada uno de nosotros como actores y compañeros, significó sacar adelante este proyecto, ya que en mi caso estuve a punto de no participar. En este caso, Juan Luis Tovar, fungió como la mamá mexicana, ya que fue el pilar de la familia de la Compañía de Teatro de la UAM Cuajimalpa

"Que la unión, el apoyo mutuo y el esfuerzo son una de las principales características para sacar adelante cualquier proyecto y que, aunque se presenten dificultades, es posible encontrar alternativas para llevar los mensajes que queremos compartir con las personas".

La experiencia por tanto, fue un cambio total, pues incluso el tono de la voz, la expresión corporal y facial debió modificarse. En el teatro presencial y en los ensayos la experiencia es muy distinta, pues la convivencia entre compañeros, entre actores y el público es completamente diferente.



"uno puede escuchar, sentir emociones y percibir gestos que explicitan que el mensaje y la intención de cada escena llegan adecuadamente a la audiencia y espectadores, sin embargo, al hacerlo digitalmente y por separado, uno a veces siente un vértigo por no saber cómo quedará y se compondrá cada escena y sí, también se generarán las mismas emociones que cuando se hacen en vivo".

El teatro tecnovivencial lo pervivo más como una alternativa que el teatro tiene para seguir llevando las obras al público, porque nunca se podrá comparar la experiencia y la atmósfera que se genera cuando es en vivo, sin embargo, se puede seguir utilizando y desarrollando para que sea un complemento e instrumento más del teatro.

"Creo que como complemento y herramienta es magnífico, ayuda a que más personas tengan acceso a las obras, pues no todas tienen el tiempo para asistir, así mismo, tanto la difusión como el alcance y las adaptaciones a este nuevo formato permiten que el teatro se desarrolle y se adapte a las situaciones del presente".

Como equipo, y hablándolo con los chicos, aprendimos a traspasar las barreras de la distancia, incluso de los horarios, pues una de mis actrices estaba en Francia y no fue fácil la coordinación. Hay que tomar en cuenta que los estados emocionales de la mayoría (si no es que te todos), no eran precisamente los ideales para estar en un proceso creativo; sin embargo, pese a todo lo anterior, lo logramos. JUAN LUIS TOVAR


ANETTE ANDREA DOMÍNGUEZ ZAMORA

"Para mí el teatro es un medio de expresión a través del arte escénico, en el que se representan historias frente a una audiencia usando una combinación de discurso, gestos, escenografía, música, sonido y espectáculo, donde los actores prestan su cuerpo y voz para darle vida a un personaje que tiene algo que contar dentro de la misma historia".

"Mujeres de Arena" ha sido mi obra más significativa, ya que es la primera que realizo de manera formal y que como mujer me deja una huella muy importante, porque es la realidad de las mujeres, no solo en Ciudad Juárez, sino en todo México.

Para mí, el trabajo durante esta contingencia, fue un proceso distinto, ya que hacer teatro es presentarte ante un público de manera presencial, donde la obra lleva un orden y un tiempo para realizarse, esto dentro de la organización de la misma y del propio trabajo en equipo, sin embargo, el uso del medio digital hace que, el acto de estar frente a frente con el público no esté como tal, además de que la producción y el orden en el que se lleva a cabo la producción sea diferente, adecuándote como actor/actriz a tiempos de grabación, espacios, tonos de voz, entre otras cosas, estos son cambios muy significativos entre el teatro y el uso de medios digitales, sin embargo me resulta de manera personal algo muy beneficioso, ya que se puede explorar cosas nuevas, haciendo un mayor uso de la creatividad, ya que es necesaria la adaptación de las escenas que se tenían destinadas a una obra de teatro en todos sus aspectos, además de que aprendes cosas nuevas dentro del aspecto audiovisual.

"El hecho de adaptarme a hacer uso de mis propios recursos y espacios al máximo, fue toda una experiencia ya que para darle un verdadero sentido a todo lo que complementa mi actuación es algo que me hizo hacer uso de mi creatividad"

Durante el confinamiento, tuvimos que grabar las escenas aprovechando lo que tienes en casa, además acoplarte en un espacio que compartes con más personas - en este caso mi familia - hace que al principio el hecho de gritar o llorar, dependiendo de la escena, de manera personal me costara un poco de trabajo, esto tomando en cuenta de igual manera el ruido propio de las actividades que realiza cada miembro de la familia, así como, el ruido producido por los vecinos y la calle en general.

La principal diferencia para hacer teatro online, fue el uso de los medios digitales audiovisuales, ya que como actor/actriz la producción audiovisual no la llevas a cabo tú, ya que realizas las indicaciones del director, como checar los ángulos, orientaciones, luz, calidad de audio, etcétera, al momento de grabar; otra de las diferencias que más destacan es la forma de presentación ante el público, así como la producción de las escenas, ya que no estás haciendo una representación junto a tus compañeros de escena de manera personal, sino de manera individual, de igual manera el hecho del contacto entre el público y el elenco no es la  misma.

"El teatro tecnovivial, en lo personal, no creo que sea el futuro del teatro, ya que no podría llamar teatro a la tecnovivencialidad, puesto que hay diferencias significativas entre ambas, sin embargo, sí creo que podría ser un nuevo medio de creación a través de los medios digitales, que se podría desarrollar para crear una nueva visión para la expresión del arte".


Uno de los principales puntos positivos de la tecnovivencialidad es el poder difundir el teatro a un grupo más grande de personas con intereses en común sin importar el lugar en donde se encuentren, a su vez esto hace que se pueda dar mayor visibilidad al teatro y se den a conocer más proyectos; y para los que ya están interesados en el teatro puedan con ésta herramienta descubrir mas obras que se están produciendo, no solo en grandes compañías, sino también pequeñas y que a su vez, personas que no conocían el teatro como tal, se les dé una pequeña muestra de lo que hacemos en escena y se interesen por el mismo.


"Los medios digitales en la actualidad son muy poderosos y que durante el confinamiento que se vive, el teatro pueda llegar a mas personas".

Al trabajar este proyecto y terminarlo, concluimos que nos gustó, nos llenó de satisfacción y seguramente seguiremos puliendo esta línea, por lo menos hasta que regresemos a la “normalidad” JUAN LUIS TOVAR

VICTORIA MELLADO

"Para mí el teatro es una puerta que te lleva a disfrutar distintas realidades, situaciones, escenarios del arte y de la vida. Es una forma de experimentar con tu cuerpo física, sentimental y mentalmente distintas situaciones que la vida te puede presentar. Es apropiarse y disfrutar de un papel que puedes donarle virtudes o defectos de la persona que eres a la persona que estás dispuesta a representar".

Es un espejo de la realidad. El alma de espacios que de igual forma pueden ser imaginados. El teatro para mí es la manera más bonita que tengo para gritar al mundo mi pasión por el arte, pero al mismo tiempo (y en este caso sobretodo) pedir abrir los ojos, reclamar justicia. Hacer evidente lo que está presente en nuestras vidas. Para mí el teatro es libertad. La dinámica de la Victoria que soy y la que puedo llegar a ser. Es por eso que la obra más significativa para mí, que me hizo re-descubrirme y re-pensarme al igual que nuestra realidad, es "Mujeres de Arena".

"No cambio por nada lo cálido que es estar físicamente con el grupo, haciendo ejercicios y viéndonos cara a cara para ayudarnos y corregirnos".

Esta experiencia durante la emergencia sanitaria, me ha hecho aprender que, sin importar cada uno lo que estaba viviendo, podemos estar unidos. El teatro se a convertido en una forma de ver la vida y de actuar (en ambos sentidos) para seguir escuchando nuestras voces y experimentar de distinta forma; todo esto lo hemos logrado mediante reuniones virtuales.


Un reto que vivimos los integrantes de la compañía, fue el podernos organizar en cuanto a los horarios y planeación de producción; pero son cosas que se lograron gracias al acompañamiento de Juan Luis, un líder excelente, que nos guió, apoyó, orientó y dirigió para lograr buenos resultados.


"La diferencia que es evidente; es la magia que uno como actor crea con los espectadores. El hecho de estar en un escenario, sentir los nervios frente a un público que espera lo mejor de ti y por lo cual, tú quieres darlo todo, no se puede comparar. Sin embargo, sabemos qué hay un público ahí, pero no tenemos esa magia directa de ver sus caras y gestos, de poder interactuar con ellos".

La experiencia de hacer teatro online, es una forma linda de seguir trabajando, sin embargo, creo que lo bello del teatro es la interacción qué hay entre el público y el actor. La presencia, el estar ahí, sobre los escenarios, siento que no se puede comparar con nada, es lo bello del teatro, "presenciarlo vívidamente". Lo positivo del teatro tecnovivial, es la posibilidad y facilidad que se puede tener para tener acceso a las obras, la edición e ingenio para crear algo visual también.



Al hablar de diferencias entre lo presencial y la virtualidad, parece que el permanecer en casa nos brindó un plus de seguridad, de sentirnos a salvo en nuestros espacios y desde ahí crear. Los tiempos fueron otros, al igual que todo el lado técnico, lado que tuvo que correr por parte de cada uno de los actores. JUAN LUIS TOVAR

REYNA NAXHIELLI BOMAR

"Para mí el teatro es una manera de estar en contacto con mis sensibilidades, mis pensamientos y mi cuerpo. El teatro es una herramienta comunicativa que me ha permitido hacer de mis emociones, una postura política, que reta al otro y a mí misma".

He tenido la oportunidad de participar en “Nosotros somos los culpables” (sobre el incendio de la guardería ABC), “Mujeres de arena”, ambas de Humberto Robles, y “Conmemorantes” de Emilio Carballido.

Antes de la pandemia el ejercicio teatral era una actividad colectiva, de autoconocimiento corporal y retroalimentación. Sin embargo, las nuevas formas han instaurado un reto para construir pese a la distancia. Han surgido nuevas propuestas escénicas que ahora se manifiestan frente a la cámara, en donde constantemente nos seguimos retando y descubriendo.

Siento que estoy viviendo una especie de negación que me hace creer que la realidad del teatro volverá a sus formas tradicionales pronto, pero al mismo tiempo los pronósticos afirman lo contrario... en ese sentido, la tecnovivencialidad definitivamente va a quedarse, la incógnita es ¿cuándo volveremos a vivir el teatro como estamos acostumbrados? considero que para ello, falta mucho.


"El teatro tecnovivial dejará principalmente para las generaciones jóvenes, una nueva forma de compartir y vivir el teatro".


DOMINGO PALACIOS

"El teatro significa todo en mi vida; fue la razón por la que se conocieron mis padres y es una parte valiosísima de mi infancia". 

La gente dice que no se puede vivir del arte, pero el teatro y la cultura le han dado de comer a mi familia durante muchos años y en mi caso, es parte de lo que me permite seguir estudiando. 


Mis obras favoritas son de crítica social y llegué a tener papeles pequeños cuando era niña, pero ahora que crecí y he tenido experiencia de violencia, "Mujeres de Arena" lo ha sido todo.


"El teatro ha sido una manera de hacer catarsis y de denunciar lo que he vivido por ser mujer y por crecer en contextos de violencia".

Para mí ha sido complicado vivir esta contingencia, porque antes de la pandemia me valía mucho de la mirada de mis compañeros para conectar con los personajes; especialmente en las escenas de denuncia. Extrañé muchísimo los ensayos presenciales y convivir con mis compañeros, pero esta experiencia nueva al ocupar la tecnología online, me dejó ver otras facetas de ellos y eso lo guardo en mi corazón.


Hacer la función virtual sin duda me sacó de mi zona de confort, en primer lugar, mi celular se descompuso en el proceso, tuve que pedirle ayuda a mis romíes para grabar y luego a mis padres para armar la vaquita para comprar uno con buena cámara. Tampoco tenía mucho espacio disponible, tuve que improvisar un montón y trabajar contrarreloj. Al principio, grabarme frente a un celular me hacía sentir tonta y me incomodaba, pero poco a poco me fui acostumbrando. Y ahora creo que me gustaría seguir haciéndolo. 

El otro día leí que la pandemia nos dejará un trauma generacional y sí lo creo posible. Ya me asustan muchísimo los lugares concurridos y que la gente no guarde su distancia. Así que considero que tomará mucho tiempo antes de que la gente se sienta segura saliendo a ver teatro. Pero no creo que desaparezca el teatro como lo conocemos, solo se ampliarán las maneras de consumirlo y entre las ventajas que se me ocurren, podría animar a más personas a acudir al ver una obra en vivo. Por ejemplo, algunos vemos videos de algún artista tocando en vivo antes de decidir comprar un boleto, ¿por qué con el teatro no podría ser igual?


"A mí y a muchas más personas nos gusta la experiencia que significa ir al teatro, a un concierto, a un partido de fútbol o a una "rave", porque es algo colectivo, y estoy convencida de que cuando sea seguro salir, eventualmente muchos regresaremos a estos lugares de encuentro. Como dije, lo tecno-vivencial solo ampliará las opciones".


CECILIA ESQUIVEL

"Para mí el teatro es como entrar a un mundo en el que te olvidas de lo que hay fuera de él, vives el aquí y el ahora. Me da la oportunidad de vivir la vida de alguien que existe dentro de mí y que no soy yo. Puedo sentir sus emociones, sueños y también sus miedos. No es una historia que simplemente debe representarse, sino que se debe vivir".

“Mujeres de arena” es la única obra en la que he participado y es un proyecto al que le tengo mucho cariño, nos ha permitido llegar al corazón de muchas personas, que, gracias a la obra, se han sentido comprendidas, acompañadas o que los ha llevado a la reflexión sobre los temas tan sensibles que en ella se tocan, nos ha permitido conectar con nosotros mismos, con nuestros compañeros y con el público.

Pues para mi es totalmente distinto la experiencia de lo presencial a lo tecnovivial; el montar la obra antes del confinamiento supone ensayos, vestuario, maquillaje, horarios definidos, escenografía, etcétera; y para esta versión digital, no se tuvo eso, nos adentramos a experimentar aprendiendo sobre la marcha esta nueva forma de hacer teatro; desmenuzando cada escena e intentando transmitir lo que cada una quería decir para conectar con el espectador.


"Fue muy interesante y enriquecedor intentar este formato, trabajamos mucho la creatividad, fue buen ejercicio el prepararnos en casa para actuar frente a cámara y una gran oportunidad para unirnos más, ya que como equipo nos brindamos el apoyo necesario durante todo el proceso de producción.

Es evidente que nos movemos hacia la digitalización, pero creo que la experiencia que engloba ver teatro, la relación que se establece entre espectador, actor y puesta es única y no puede ser sustituida por lo tecno-vivencial, pero por ahora, es la forma en la que el teatro vive y permite abrir un nuevo campo que tal vez no se había visto o se había dejado de lado.


"Pienso que existe un gran público que, por cuestiones de distancia, económicas, físicas, u otros factores, no pueden acceder a una función de teatro presencial, pero ahora se da la posibilidad de llevar el teatro hasta rincones infinitos. Creo que hay que experimentar esta forma de hacer arte y verlo como una oportunidad para, en su momento, atraer a más público a las salas".

No sé qué tan breve vaya a ser la duración del tiempo hasta que podamos llenar teatros otra vez - espero que lo sea - más que el futuro del teatro, creo que lo tecno-vivencial se va a quedar como alternativa de la creatividad. No sabemos si durará o si las convivencias terminarán por imponerse nuevamente.


Lo tecno-vivencial le deja de positivo al teatro, es el alcance que tiene. Si bien no es teatro puro, mucha gente fuera de la ciudad pudo apreciar la pieza, gente de otras ciudades y países. JUAN LUIS TOVAR


Puerta Escénica agradece a Juan Luis Tovar y a la Compañía Teatral de la UAM Cuajimalpa, por compartir con nosotros sus experiencias, y les deseamos que sigan aprovechando los conocimientos adquiridos en esta contingencia para desarrollar el nuevo concepto de aplicación teatral a la virtualidad.


Si deseas conocer la semblanza de los artistas, da click aquí.


#Teatropresencialvsteatrotecnovivial #JuanLuisTovar #Director #CIAUAMC

35%
Recibe hasta un 35% de descuento en tus boletos al comprar en nuestro portal. Boletos limitados por evento.
Próximos eventos
TBD (será decidido)
Cápsulas de Introducción al Stan Up por Susie Q
TBD (será decidido)
Tarde me amé Online
TBD (será decidido)
Ramón Online
TBD (será decidido)
Tiradero a Cielo Abierto Online
TBD (será decidido)
Sin Espacio Lugar ni Tiempo Online
TBD (será decidido)
Tentaciones Inofensivas Online